DÍA MUNDIAL DEL ICTUS

QUÉ ES EL ICTUS

Ictus, embolia, accidente cerebrovascular, apoplejía,... cualquiera de estos términos se refiere
a una alteración brusca de la circulación de la sangre que llega a nuestro cerebro.
Puede ser por un coágulo que obstruye el paso de la sangre hacia una parte del cerebro
(ictus isquémico) o bien por una hemorragia originada por la rotura de un vaso cerebral (ictus hemorrágico). Aproximadamente el 85% de los ictus son isquémicos y el 15% hemorrágicos.

130 mil personas al año

130 MIL PERSONAS
AL AÑO

Cada año, 130.000
personas sufren un
ictus en España

30% muere, 40% discapacidad grave

30% MUERE
40% DISCAPACIDAD GRAVE

Provoca la muerte en un
30% de los casos y una
discapacidad grave en un
40% de los casos

1ª causa discapacidad

1ª CAUSA
DISCAPACIDAD

Es la primera causa de
discapacidad en el adulto

El ictus se presenta repentinamente y aunque suele afectar a personas mayores también puede
producirse en jóvenes. Con frecuencia suceden por un cúmulo de circunstancias personales, ambientales y patológicas.

La incidencia del ictus se asocia a diferentes factores de riesgo, la mayoría de ellos
evitables con una adecuada prevención. El control de los factores de riesgo es fundamental
en la lucha contra el ictus.

FACTORES DE RIESGO QUE
DEBEMOS CONTROLAR PARA EVITAR UN ICTUS

Hipertensión arterial

Hipertensión arterial

(>140máx/90mín)

Es el factor de riesgo más importante para el desarrollo del ictus.

Colesterol LDL

Niveles altos de colesterol LDL

(>240mg/dl)

El exceso de colesterol se deposita en las arterias en forma de placas, estrechando las arterias, afectando a la circulación y multiplicando el riesgo de sufrir un ictus.

Fibrilación auricular

Fibrilación auricular

(Arritmia cardíaca)

Es responsable del 20% de los ictus. Esta arritmia cardíaca no controlada multiplica por 5 el riesgo de sufrir un ictus. Otras enfermedades del corazón como es el caso de los infartos de miocardio o de las valvulopatías también incrementan el riesgo de ictus.

Diabetes

DIABETES

Nivel de azúcar en sangre (>120mg/dl)

La diabetes daña las arterias por eso el riesgo de que se produzca un ictus es de 2 a 6 veces mayor en las personas diabéticas que en el resto.

Tabaquismo

TABAQUISMO

Los fumadores tienen el doble de riesgo de sufrir un ictus que los no fumadores. El tabaco reduce el colesterol “bueno” y favorece el aumento de la tensión arterial.

Consumo de alcohol

CONSUMO DE ALCOHOL

El consumo excesivo de alcohol (> 60g al día) es un factor de riesgo para todos los tipos de ictus. Aumenta la tensión arterial entre otros efectos.

Obesidad

OBESIDAD

Se asocia a mayor riesgo de ictus debido a que se asocia a hipertensión arterial, diabetes y cifras más elevadas de colesterol.

Fármacos

FÁRMACOS

El consumo de algunos medicamentos puede aumentar el riesgo de sufrir un ictus, es el caso de los estrógenos (anticonceptivos o el tratamiento hormonal sustitutivo).

Sedentarismo

SEDENTARISMO

Se asocia al aumento del colesterol, la hipertensión, la obesidad y otros factores de riesgo vascular, por lo que favorece el riesgo de sufrir un ictus.

Drogas

CONSUMO DE DROGAS

Especialmente las drogas estimulantes. El consumo de cocaína aumenta hasta un 7% el riesgo de sufrir un ictus.

 

 

CÓMO DETECTAR UN ICTUS

Si detecta en usted mismo o en otra persona alguno de estos síntomas llame a emergencias (061 ó 112, dependiendo de la Comunidad Autónoma) para acudir al hospital cuanto antes.

Las primeras horas son clave en la evolución del paciente.



Pérdida Movilidad

Pérdida brusca de movilidad o sensibilidad de media parte de nuestro cuerpo (cara, brazo, pierna…)

Pérdida habla

Pérdida repentina de la capacidad para hablar. Nos cuesta articular y además no nos entienden.

Dolor cabeza

Dolor súbito de cabeza, de alta intensidad (no habitual) y sin causa.

Vértigo

Sensación de vértigo, inestabilidad, desequilibrio y confusión repentina.

Pérdida visión

Pérdida de la visión, total o parcial, que aparece súbitamente. Afecta a uno o ambos ojos.




Colaboran: